Scorpions le cumplió el sueño a un argentino: Damián Salazar logró tocar...

Scorpions le cumplió el sueño a un argentino: Damián Salazar logró tocar con ellos “Still loving you”

Damián Salazar tiene 26 años y cree fervientemente que los sueños se hacen realidad. Después de conocer su historia, quizás ustedes también empiecen a creerlo. “La noche del 27 de julio se me cumplió. Un día estaba sufriendo en las calles y al otro, la banda Scorpions me permitía estar allí arriba del escenario y ser yo mismo tocando Still Loving You. Compartan esta publicación para que más personas confíen en que si uno es fiel a sí mismo, los sueños se hacen realidad”, escribió Damián.

Todo lo que quería le salió. Pero por lo que cuenta vía telefónica desde Alemania, le quedan muchos proyectos. La clave para él fue el esfuerzo, la dedicación y el saber que, al final, lo que deseaba se convertiría en realidad. “Nací en Buenos Aires, en la zona de Hurlingham. Todo bien de abajo. Empecé a tocar a los siete, a los 16 años, me lancé a probar suerte en calle Florida. En la Argentina, es difícil llevar adelante un sueño, pero mucha gente me alentó. A los 20 años, me metí en las redes sociales y por ahí me hice más conocido mientras cada vez más gente me contactaba para ir a tocar a fiestas”, explica a TN.com.ar

Desde ese momento, hasta que el viernes tocó con Scorpions en el Kreissparkasse Ludwingsburg musci Open, Damián tuvo una vida intensa, de un auténtico busca. En 2012, una productora del equipo de Roger Waters lo vio por la calle y lo invitó a tocar en el recital del ex Pink Floyd en River Plate. Después, fue noticia cuando debió ser internado en terapia intensiva tras ser golpeado por cinco jóvenes que quisieron robarle la billetera a la salida de un boliche. En 2015, participó y ganó “Lo que das” un programa de competencia de talentos de Guido Kaczka.

Ese mismo año, grabó una versión de “Still loving you”, de Scorpions, que llegó hasta los músicos, que vieron su interpretación y la subieron a sus redes sociales. Ese video tiene en su canal de YouTube “Damián Salazar” más de 13 millones de visitas.

El joven músico vive desde muy chico de lo que le apasiona: la música. Se mantuvo siempre con lo que le daban en la calle por sus actuaciones, con los shows privados y los millones de clicks que tenían sus videos. “Lo de Roger Waters fue increíble, pero esto superó mis expectativas. En mi casa, no teníamos para comer, sé lo que es sufrir mucho. Cuando murió mi papá aprendí a canalizar a través de la guitarra. Mi mamá trabaja en una panadería y tengo tres hermanos más, siempre nos la rebuscamos y remamos mucho”.

Damián ya había viajado por trabajo dos veces a Alemania cuando llegó la invitación de los músicos de Scorpions. “El viernes 27 la banda cumplió mi sueño. Tocar “Still Loving you”, era un sueño muy importante. Soy una persona muy espiritual y quería entregar un mensaje y motivar a las personas. Hasta dos días antes, estaba casi todo confirmado, pero no se sabía si iba a concretarse. Son leyendas mundiales que de repente te pueden decir que sí y después que no. Cuando llegué al lugar el jueves 26, me llamaron con la grata sorpresa de que además ellos querían conocerme, que pasáramos el día juntos”.

Para Damián, estar con ellos arriba del escenario fue un regalo. “Me dejaron tocar unos solos y lucirme. También quisieron saber de mi historia. “Todos los músicos me trataron de lujo, pero Klaus me dijo que a partir de ahora seré la nueva generación llevando el mensaje de la música. Fue todo realmente increíble. Un sueño llevado a la realidad“.