Los vecinos pueden anotarse para manejar autos clásicos en el Paseo del Bajo