Las ventas de viviendas ya construidas en los EEUU caen al mínimo de tres años