El gobierno de López Obrador reiteró su reconocimiento al Dictador Nicolás Maduro