Contención familiar: cómo abordar los problemas más frecuentes en los hogares